La Princesa Caprichosa
(Pequeña serenata para grandes instrumentos)

"Bromato de Armonio"
Teatro Coliseo, Buenos Aires, Argentina, 27 de Junio, 1998

MM: Dentro de la producción del célebre compositor Johann Sebastian Mastropiero los títulos de sus obras merecen un capítulo especial; muchas veces están inspirados en conocidos títulos de otros compositores, como por ejemplo su séptima sinfonía, "la Patética". En rigor, el calificativo "patética" debería aplicarse a toda su producción. También han pasado a la historia otras sinfonías de Mastropiero con apelativos más familiares, como por ejemplo "la sinfonía Improvisada", "la Imperfecta", "el Mamarracho", y "la Asquerosa". Mastropiero tuvo una vida erótica tumultuosa que también se refleja en los nombres con que se conocen sus sinfonías; así tenemos por orden la número tres, "la Fogosa", la número quince, "la Reflexiva", y la número dieciséis, "la Inconclusa"; por último, su sinfonía número diecisiete, en Fa mayor, "la Impotente". Tampoco debemos olvidar su ópera "Non voglio mangiare: no, no, e no!", subtitulada "Capricho Italiano", o su famoso ballet "Las Sílfides, y como prevenirla". Pero, uno de sus títulos más curiosos es el de la obra que escucharemos a continuación: "De cómo la princesa Cunegunda de Rochester se burló de su enamorado Robin de la Parmentiere, en complicidad con su paje (el paje de ella), y de cómo despreció sus instrumentos musicales uno a uno"... ¡empate!... (no claro como dice uno a uno !! le explico ehh no no.... je, je...). Escuchemos pues esta deliciosa partitura de Mastropiero.


JM: Un tenaz enamorado
va cantar su serenata;
la princesa lo ha hechizado
con sus cabellos de plata.


CNC: (tocando una flauta dulce)
Te amo, te amo
y tu amor reclamo.


CLP: No se ofenda si le cuento
que el gran duque Juan Cardoso
utiliza un instrumento
francamente más grandioso.


CNC: (tocando el bass pipe)
Te amo, te amo
y tu amor reclamo.

CLP: Pero Cardoso me mata
con su físico de atleta
cuando me da serenatas
mientras anda en bicicleta.

CNC: (subido a la mandocleta)
Te amo, te amo
y tu amor reclamo enérgicamente.


CLP: Cardoso es casi perfecto
y me enamora como pocos
cuando toca su instrumento
hecho con catorce cocos.

CNC: (ejecutando la marimba de cocos)
Te amo, te amo
y mi amor es más grande que el de Cardoso.

CLP: Cardoso logra al momento
que mi corazón se ablande
cuando toca su instrumento
verdaderamente grande.

CNC: (con el glamocot en la gaita de cámara)
Te amo, te amo, te amo, te amo
y tu amor exijo de inmediato.

CLP: Es posible que algún día
a Cardoso haya olvidado...
JM: ... pero ahora, antes de irse
déjenos todo ordenado.

CNC: Pero al final, ¿por qué no se casó con Cardoso?

CLP: Cardoso es casi perfecto
lo ves, y ya lo quieres;
JM: pero tiene un gran defecto:
no le gustan las mujeres.

CNC: Veo que Cardoso tiene
algo que la enamoró;
y si a usted no le conviene...
¡con Cardoso me quedo yo!

Esta obra formó parte del espectáculo:
"Bromato de Armonio" (1996)

Videograbación:
DVD 4 "Bromato de Armonio"


Formación:

M. Mundstock: Presentación

C. López Puccio: Princesa Cunegunda/ canto - violata
J. Maronna: Paje/ canto - laúd
C. Núñez Robin de la Parmentiere/ canto solista / flauta dulce soprano, bass pipe a vara, mandocleta, marimba de cocos y gaita de cámara (glamocot)
D. Rabinovich: fuelle

Les Luthiers online